¿Cuánto cuesta un entierro sin seguro de decesos? - Privat asesoramiento
19929
post-template-default,single,single-post,postid-19929,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,side_area_uncovered_from_content,footer_responsive_adv,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-18.2.2,qode-theme-bridge,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-5.6,vc_responsive

¿Cuánto cuesta un entierro sin seguro de decesos?

¿Cuánto cuesta un entierro sin seguro de decesos?

Hay cosas que son inevitables en la vida, y la muerte es una de ellas. Por este motivo, y por muy desagradable que pueda resultar, de nada sirve actuar como si no fuera a suceder tarde o temprano. El coste puede llegar a ser muy elevado, así que si careces de protección o de algún tipo de seguro de decesos, te interesa saber cuánto cuesta un entierro sin seguro en España.

DE QUÉ DEPENDE EL COSTE DE UN ENTIERRO

Para conocer cuánto cuesta un entierro sin seguro en España, hay que tener en cuenta todos los factores que intervienen a la hora de calcular el importe, así como el tipo de entierro que se desee y la zona de residencia.

En primer lugar, no supone el mismo desembolso optar por un entierro tradicional, que por la incineración; una alternativa más reciente por la que cada vez optan más personas, pero que tiene un desembolso más elevado.

En segundo lugar, el lugar donde se viva. El precio varía de una comunidad autónoma y las diferencias pueden llegar a ser muy notables. Tanto, que los rangos en nuestro país van desde los 3.500€ hasta los 6.000€. Un aspecto que se nos suele escapar es el hecho de que igual es necesaria la repatriación. Cuando no hay un seguro de decesos de por medio, el coste total de los servicios funerarios se dispara ante esta situación.

Por último, los factores que inciden directamente sobre el precio son el tipo de féretro, la lápida, el nicho, el tanatorio, los traslados, las flores y las tasas a pagar, principalmente. A continuación, vamos a ver cada uno de ellos con más detalle para tener una idea más exacta de cuánto cuesta un entierro sin seguro en España.

FACTORES QUE INCIDEN EN EL PRECIO DE UN ENTIERRO

Féretro

Los ataúdes se fabrican en diferentes gamas, desde la estándar a la alta e incluso ecológicos para reducir el impacto medioambiental. Además, se puede elegir el tipo de madera, el acabado, el diseño y el tamaño. Este es obligatorio tanto para los entierros como para las incineraciones.

Tanatorio

El tanatorio incluye la apertura de una sala para que los familiares puedan visitar a sus seres queridos y dar el pésame. Por lo general, las primeras 24h oscilan alrededor de los 500€. Pasado este tiempo, el precio se incrementa.

Incineración

La incineración tiene un precio más elevado que el entierro, pero, por otra parte, se ahorran los costes del nicho y la lápida, aunque se añade el columbario, que es el nicho de pequeño tamaño para las cenizas y cuyo importe son unos 300€.

En cuanto a los costes de la incineración en sí misma, son muy variables. Como decíamos al principio, la provincia juega un papel importante. Vigo, Madrid o Alicante son algunas de más caras y alcanzan los 5.000€. Por el contrario, otras como Málaga, Tenerife o Logroño no llegan a los 3.000€.

Lápida

Las lápidas están disponibles en una amplia variedad de diseños y tamaños, por lo que, en función de su elección, el precio se incrementará o reducirá. A grandes rasgos, el importe aproximado son unos 500€.

Nicho

El nicho es el espacio que se alquila y su precio varía nuevamente según la provincia, pero también dependiendo del tiempo que lo alquilemos. Las diferencias son increíblemente dispares y van desde los 150€ hasta los 2.000€ al año.

Traslados y coche fúnebre

Los traslados pueden hacer referencia a dos situaciones muy diferentes. La primera de ellas es la tradicional, que es el trayecto entre el tanatorio y el cementerio, cuando se opta por el entierro de la persona fallecida. Tiene un coste de unos 500€.

La segunda situación es la de que la persona se encuentre fuera de su país de origen y haya que proceder con la repatriación del cuerpo. Aquí el coste se dispara y puede alcanzar fácilmente los 6.000€. El coche fúnebre también es un coste variable, ya que depende del modelo y del tiempo del alquiler. La media en el país son unos 200€.

Esquelas y muestras de cariño

Aquí se incluyen las coronas de flores, la mesa de firmas, las esquelas para el periódico y los recordatorios. Aquí el coste es muy relativo, ya que cada familia opta por los servicios que considera. Las coronas y la mesa parten de los 50€ y la esquela de los 150€.

Trámites administrativos

Dentro de los trámites encontramos la inscripción en el registro civil, el certificado de últimas voluntades o el médico de la defunción. Rondan los 150€ y puede suponer una carga notable en una situación tan delicada como el fallecimiento de un ser querido.

Optar por un seguro de decesos reduce el importe drásticamente, ya que en la póliza figuran coberturas básicas, como el tanatorio y el velatorio, el arca fúnebre, los traslados y el coche, el nicho temporal, la incineración o los trámites administrativos.

No solo se trata de la diferencia en el coste que supondrá toda la gestión, sino también de la comodidad de saber que alguien se encargará por nosotros de la organización, mientras nos centramos en pasar tiempo con la familia.